Crea tu refugio de calma

Crea tu refugio de calma

¿No te ha pasado que a veces estás en casa y te gustaría escapar por unos minutos para llenarte de calma, soltar el estrés y recargar energía?

Yo sí, muchas veces.

Y me aventuro a decir que todas las que me estáis leyendo ahora mismo también. Unas más veces y otras menos, pero todas lo habéis necesitado en algún momento. ¿Me equivoco?

Para mí ese lugar es mi dormitorio y tengo que decir que me ha costado mucho llegar a darle ese toque que me haga sentir que estoy en un mundo distinto cada vez que entro.

He cambiado la pintura de la pared, los muebles, decoración… y por fin puedo decir que tengo mi refugio de calma.

También está el refugio mental: Un lugar donde ir mentalmente para obtener calma y paz. Un espacio íntimo y silencioso, donde puedas calmarte y pensar las cosas con tranquilidad.

En este email solo nos centraremos en el refugio físico.

¿Qué es un refugio de calma?

Es una zona donde puedas acudir a calmarte, a conectar contigo misma, incluso donde puedes llevar a cabo una afición que te relaje como bailar, dibujar, tejer…

En el mío me dedico a leer, meditar, hacer unos pocos estiramientos porque no tengo mucho espacio, escribir o relajarme con música, una vela y una infusión calentita.

 

Ahora es tu turno.

¿Qué zona de tu casa se puede convertir en tu refugio?

¿Qué objetos y actividades te aportan calma?

Haz un listado y prepara tu propio refugio donde escaparte en esos momentos de estrés.

Me encantaría saber qué lugar has elegido y por qué 🙂

A continuación, te recomiendo productos que yo misma he usado y tengo en mi refugio o en otras zonas de casa. Tienen enlace de afiliado, así que, si compras algo, me llevo un poquito de comisión, solo quería ser transparente contigo. Eso sí, como te digo, son cosas que yo utilizo, no recomendaría nunca nada que no he probado o que sepa que no funciona, en esto puedes estar tranquila.

Surtido Té rituals

Al igual que el anterior, esta cajita tiene tés para crear rituales según tus necesidades: para ideas inspiradoras, meditación, yoga, amor propio, para sentir armonía, atención plena y para elevar los niveles de energía. Además, esta caja tiene un mandala en la portada para que puedas pintarlo a tu gusto y personalizar la caja.

Surtido Té de bienestar

En este surtido de té, encuentras 6 tés diferentes para necesidades distintas: sistema inmune, desintoxicarse, metabólico, equilibrio del pH, dormir bien y lluvia de ideas. Elígelos según el momento.

Cojín de meditación

Al principio me sentaba en el suelo o en un cojín normal a meditar, pero me dolía la espalda, hasta que me hice con un zafú o cojín de meditación. Además de bonitos, se nota que la postura se ajusta en cuanto te sientas. Este cojín tiene un asa para transportar y se puede quitar la funda para lavar.

Esterilla de yoga

Cuando empecé yoga buscaba una esterilla ligera y antideslizante, así que mi pareja me regaló esta. La recomiendo sin duda alguna. Después de un año está perfecta.

Diario de gratitud

He probado dos cosas, una es usar el diario propio para escribir los agradecimientos y otra es utilizar un diario para ese fin. Si te digo la verdad, prefiero esto último, me motiva más hacerlo. Este es un diario sencillo al que solo dedicarás 5 minutos pero con un gran poder transformador. Cada vez que alguien me pregunta por cuál es la herramienta más potente para sentir calma, sin duda son los agradecimientos.

Cuaderno de notas o diario

Tengo 3 cuadernos de estos, me encanta su calidad. Uno lo uso como “resumen” de los puntos principales de los libros que leo y me parecen importantes de recordar. Otro es mi diario, donde practico la escritura automática por la mañana. Y el otro lo uso para responder preguntas que me hago a mí misma, donde hago mi plan de vida, plan financiero, … Cosas así.

Calma: 50 ejercicios mindfulness y de relajación para reducir el estrés

Este libro tiene 50 ejercicios, pero no de los de escribir, sino de los que hay que actuar. Por ejemplo, reírte a carcajadas, pintar, eliminar desorden. Cuando lo compré hice los ejercicios en orden, pero ahora lo uso de vez en cuando seleccionando una página al azar y realizando lo que me propone ese día.

Kit de 16 aceites esenciales

Este kit es para los que le apetecen probar más aromas y buscan más beneficios.

Kit de 6 aceites esenciales

Incluye lavanda, eucalipto, árbol de té, menta, hierba de limón y naranja dulce. Para mí estos aceites son básicos porque tienen múltiples aplicaciones.

Difusor de aceites esenciales

Además de difusor es humidificador. Es muy útil para aromatizar el ambiente, sacarle provecho a los aceites esenciales y sus beneficios. Cuando más lo uso es si aparece el resfriado en casa.

Roll on para aceites esenciales de Alma Secret

Son unas botellitas roll on donde puedes hacer tus propias mezclas de aceites esenciales y llevarlas contigo para usarlas cuando lo necesites. Yo tengo una para la ansiedad y otra para el dolor de cabeza. Ayudan mucho.

Inhaladores para aceites esenciales

Estos botes incluyen un algodón donde añadir unas gotas de aceite esencial para que puedas inhalarlo en momentos de resfriado, por ejemplo.

¿QUÉ ES LA PAZ INTERIOR Y CÓMO CONSEGUIRLA? LAS CLAVES PARA ALCANZARLA

¿QUÉ ES LA PAZ INTERIOR Y CÓMO CONSEGUIRLA? LAS CLAVES PARA ALCANZARLA

Paz interior, serenidad, armonía, tranquilidad, calma… ¿Qué significa en realidad todo esto?

¿Sabes si en tu vida y en tu interior reina la paz?

¿Conoces los bloqueos que te impiden lograr paz interior?

Vamos a descubrirlo todo en este artículo.

 

¿QUÉ ES LA PAZ INTERIOR?

La paz interior es un estado de no lucha, de ausencia de conflicto interno. Es el hecho de estar en tranquilidad y en equilibrio con uno mismo y a la vez con el todo.

La paz interna es cuando apartamos los pensamientos negativos, nos alejamos de los conflictos cotidianos para verlos desde fuera. Es cuando hay un equilibrio entre la mente, el cuerpo y el espíritu.

La calma es también no estar en alerta porque no hay peligro afuera.

 

Se puede desarrollar esta paz interior tomando una sola decisión, porque es algo que se tiene que decidir cada día, a cada momento. Te corresponde a ti misma decidir cómo vas a enfrentar tu día, desde dónde vas a resolver un conflicto.

Al final, como te digo, tener paz interior parte de una decisión, decidir que hoy, pase lo que pase, vas a mantener esa paz dentro de ti y desde ese estado, actuar.

Y quiero dejar claro que tener paz interior no es evadirse de los problemas, tampoco es querer alejarse de donde se está y no es estar sola y que nadie te moleste.

 

¿CUÁNDO SIENTES VERDADERA PAZ INTERIOR?

Sabes que tienes paz interior cuando dentro de ti hay un sentimiento de bienestar, de felicidad.

Sientes esta calma interior cuando te sientes completa.

Y puedes saber que ya la has alcanzado cuando hay una gran conexión contigo misma, y una conexión entre tu mente, cuerpo y espíritu. Y desde ahí, conectarte con el mundo que te rodea y disfrutar.

Otra forma de entender que sientes paz interior es cuando a pesar de las dificultades, estás bien y sabes que son únicamente una lección que aprender.

Y nunca, por nada del mundo, dejes que tu paz sea negociable.

QUÉ ES LA PAZ INTERIOR Y COMO CONSEGUIRLA LAS CLAVES PARA ALCANZARLA 1

 

 

¿PARA QUÉ SIRVE LA PAZ INTERIOR Y POR QUÉ ES TAN IMPORTANTE?

Vivir con paz interior tiene grandes beneficios en diferentes niveles:

  • Bienestar mental: cuando hay calma, hay bienestar mental y esto ayuda a evitar la aparición de enfermedades mentales.
  • Bienestar emocional: tus emociones son más calmadas y aunque sientas ira, rabia, frustración… sabes que son solo eso, emociones y que está bien sentirlas.
  • Bienestar físico: empiezas a conocerte, a saber qué necesita tu cuerpo y lo que no, lo que te hará eliminar unos hábitos para empezar otros más saludables.
  • Menos estrés: dejas las preocupaciones a un lado porque ya no las ves como una lucha.
  • Más felicidad: cuando tienes paz interna tu energía se centra en las cosas positivas y esto te hace más feliz.
  • Vives con unas metas claras. Al tener más conexión contigo misma y conocerte mejor, te vuelves más consciente de lo que quieres lograr en tu vida y te centrarás en alcanzarlo.

 

 

¿CÓMO SE PUEDE CONSEGUIR PAZ INTERIOR?

La paz interior se puede tener y encontrar en multitud de hábitos, rutinas y actividades, pues tener paz interior no es no hacer nada, sino que hay que nutrirla cada día.

Además, si te enfocas en sentir paz y bienestar, vas a tomar acciones inspiradas para sentirte bien.

También hay que tener en cuenta que cada persona es diferente y no existe una única forma de alcanzar esa paz interior y calma interna. Todo va a depender de nuestras circunstancias personales.

 

QUÉ ES LA PAZ INTERIOR Y COMO CONSEGUIRLA LAS CLAVES PARA ALCANZARLA 1

 

¿QUÉ LE DA PAZ A UNA PERSONA?

Como te decía, hay muchas cosas que se pueden hacer para alcanzar la paz interior, a continuación, te daré los consejos que más influyen y aumentan la paz interior.

  • Pasar tiempo contigo misma, ya sea meditando, paseando en la naturaleza
  • Gestionar bien tu tiempo para tener más tiempo libre y así poder dedicarlo a tus familiares, hobbies…
  • Perdónate por tus errores y también a los que te hacen daño. El perdón hace que cambiemos nuestras conductas hacia nosotras mismas o hacia quien nos ha hecho daño.
  • Dejar el pasado en el pasado.
  • Ver el lado positivo de todo, pues siempre hay una lección detrás que tienes que aprender.
  • Vivir el presente, pero más que vivirlo, sentir que estás en el presente. Sé consciente de ello.
  • Vive con coherencia entre tus valores, tus pensamientos, palabras, sentimientos y acciones. Si hay algo que no está en esa coherencia, la balanza se desequilibra.
  • Trabaja los pilares de tu vida por igual, no dejes ninguno de lado: la mente, el cuerpo, el hogar y el espíritu. Son como las 4 patas de una mesa, si uno de ellos falla, la mesa cojea.
  • Acepta tu realidad. Si no te gusta acepta que has llegado hasta ahí por determinadas acciones tuyas, si quieres cambiarla, empieza por cambiar esas acciones.
  • Cuida tu cuerpo: come sano, descansa física y mentalmente, haz ejercicio…
  • Para mí es el hábito número 1, el que más cambio me produjo a mí. Cuando agradeces eres más feliz, estás más en equilibrio, reduces las quejas y te llegan más cosas a tu vida por las que agradecer.
  • Simplifica, ya sea los objetos de tu hogar, tu armario, tus rutinas, …

 

Esto son solo unos pocos ejemplos y cada cual encuentra la paz en algo diferente, permítete probar, experimentar, aprender, fallar y volver a intentarlo de nuevo.

 

¿POR QUÉ NO TENGO PAZ INTERIOR?

Cuando nos insistimos tanto en conseguir esta paz interior, puede surgir la pregunta de ¿Por qué yo no la siento?

A veces perseguimos tanto la paz interior creyendo que está en la parte exterior que lo único que conseguimos es lo contrario.

Y hay que comprender que la calma o la paz interior no está fuera de ti, no está en lo externo, en lo que sucede en tu entorno, en si se cumple o no lo esperado, en si surgen imprevistos o no. Si no que la calma está en el interior y eres tú la única encargada de hacerla salir, de nutrirla para que esa paz interna te inunde.

Es más, muchas veces no experimentamos esta paz porque no estamos haciendo nada para tenerla, por eso el primer paso es aceptar esto, que eres la única responsable y después hacer cambios en tu día a día.

Y esto es normal en los tiempos que corren pues vivimos tan aceleradas que no somos ni siquiera conscientes de este estado y de que la tenemos en nuestro interior.

El estrés, el correr hacia todos sitios… hace que se nos dificulte parar para dedicarle un tiempo a esta calma interna que todos tenemos dentro.

También está la búsqueda de la perfección en todo. Queremos que salga todo tal cual esperamos y eso es muy difícil que ocurra.

Esa perfección nos lleva también a creer incluso que si tienes paz interior vives tan calmada y relajada que no existen retos ni conflictos en tu vida, pero es una mentira. Sí los hay, sin embargo, lo que cambia es tu manera de enfrentarlos.

El autosabotaje, también impide alcanzar la paz interna, nos contamos excusas a nosotras mismas para justificar cada elección que tomamos, para justificar la vida que hemos elegido vivir, como si no hubiera otra opción.

Las comparaciones con otros, esto siempre ha estado ahí, sin embargo, ahora con las redes sociales se hace más palpable, y esta comparación termina por afectar a nuestra autoestima.

La falta de tiempo o más bien la sensación de falta de tiempo que no te permite disfrutar la vida, no estar con tu familia, no desarrollar un hobby… hace que pienses que la paz interior cuesta trabajo, que mientras no tengas tiempo no podrás tener una vida tranquila y en armonía.

 

Como ves, la mayoría de los factores que te impiden tener paz interior residen dentro de ti.

¿Por qué? Porque solo depende de ti el alcanzar la calma, porque solo tienes que tomar una decisión, elegir unas prioridades y tomar responsabilidad de ello, para que así sea más fácil llegar a sentir paz interior.

QUÉ ES LA PAZ INTERIOR Y COMO CONSEGUIRLA LAS CLAVES PARA ALCANZARLA 1

 

¿CÓMO EVITAR QUE OTROS ME ROBEN LA PAZ?

Como te decía antes, tú eres la única responsable de tu paz interior y nadie te la está robando, ni lo intenta. Eso es una queja, una excusa, una forma de transmitirle al otro que tiene que solucionar tus problemas. Es como declarar:  yo no soy la responsable de mi paz interior.

 

Así que aquí van un par de consejos para tomar responsabilidad ante este asunto:

  • Fortalece tu autoestima: no sientas todo como un ataque. Observa los comportamientos ajenos y analiza qué hay de verdad en ello, cuál es tu parte de responsabilidad.
  • Trabaja en tus relaciones: Las relaciones actúan como un espejo, así que mira a ver qué está pasando ahí. Puede que observes y te moleste en el otro lo que no aceptas en ti misma, o lo que te gustaría tener/ser. Las relaciones nos dan muchas pistas y es una gran oportunidad para conocernos mejor.

 

Y ahora, te invito a que respondas a este artículo contándome lo que es para ti la paz interior y cuándo la sientes más. También, comprométete contigo misma y escribe ¿qué paso vas a dar para tener más paz interior?